KTM y Aprilia preocupadas por la pérdida de concesiones

KTM y Aprilia preocupadas por la pérdida de concesiones

El alto nivel de exigencia de MotoGP obliga a los nuevos equipos a desembolsar cantidades de dinero astronómicas con tal de que se puedan acercar a las estructuras de cabeza. Firmas como KTM han asegurado tener un presupuesto de 40 millones de euros por temporada, mientras que equipos como Honda, Ducati o Yamaha pueden duplicarlos. 

Al otro lado de la balanza se encuentra Aprilia. El equipo de Noale tiene el presupuesto más bajo de todos los equipos oficiales y se ven muy limitados en el desarrollo. Es por ello que son los principales beneficiados de las denominadas concesiones de Dorna. Éstas te permiten hacer más test, wild card y el libre desarrollo del motor siempre y cuando no hayas logrado un número determinado de puntos que se  consiguen según los resultados.

En unas declaraciones concedidas a Motorsport, Romano Albesiano ha admitido que en la actualidad están sacándole el máximo partido a esta ventaja: “estamos explotando la ventaja de las concesiones. Recuerdo que hace años estas reglas dieron una gran ventaja real a algunos fabricantes, y año tras año la ventaja se ha ido haciendo cada vez más pequeña».

El de Aprilia no ha dudado en afirmar que este tipo de ayudas son necesarias para beneficiar a los equipos pequeños y que estos puedan estar más cerca del resto de constructores: “Creo que el campeonato todavía necesita ayudar a los fabricantes que persiguen a los chicos de cabeza. Esta (norma) es probablemente la última, quedan algunas otras, pero esta es la más importante y nos gustaría mantenerla».

Otra de las estructuras que notaría la perdida de concesiones sería KTM. Sebastian Risse, director técnico de la firma austriaca,  ha admitido que gracias a este sistema no tienen el motor de la RC16 congelado y pueden irlo actualizando poco a poco el propulsor durante la temporada«Claramente (afectaría) a nuestro desarrollo porque somos un equipo con concesiones, usamos mucho esta concesión, ahora estamos montando nuestra tercera especificación de motor de esta temporada”.

Por último, el de KTM ha señalado que  para los equipos supone un desembolso importante de dinero y en el caso de que se eliminasen las concesiones y dejasen el libre desarrollo del motor terminaría perjudicándolos puesto que ellos ya estarían alcanzando un nivel determinado de perfeccionamiento mientras que el resto de equipos todavía no habrían podido trabajar con él: “Cada temporada hemos cambiado (el motor) más de una vez. Eso es algo en lo que realmente trabajamos, invertimos dinero y sacamos algo. Si eso se elimina porque los demás también pueden evolucionarlo, por supuesto tendríamos que discutirlo», concluía Risse.